En Método Singapur ®, hay tres formas básicas diferentes de estructuras de modelado y que los estudiantes pueden aprender para resolver problemas. Pueden usar el modelado en estructuras de partes-todo, de comparación o de antes-después. En el modelado de barras, los alumnos aplican un proceso de síntesis de los datos del problema; y construyen el modelo para representarlo. Después de crear el modelo, lo analizan para descubrir una secuencia lógica de pasos que le lleven hasta la solución.

Resolución de problemas con modelado de barras

Mediante el modelado de barras los estudiantes sintetizan los datos del problema y los representan, de esta manera identifican las operaciones necesarias y la secuencia lógica de pasos que los llevarán a encontrar la solución al reto planteado. Conozcamos los tres tipos de modelados más usados: parte-todo, comparación y antes-después.

Modelado parte-todo

El todo es dividido en dos o más partes. Cuando se conocen las partes, el alumno puede conocer el todo por la suma de las partes. Cuando se conocen el todo y una o alguna de las partes, podemos encontrar la parte que falta usando la resta.

Cuando el todo se divide en varias partes iguales es adecuado para la resolución de problemas de división y multiplicación.

Modelado de comparación

Este modelo muestra las relaciones entre dos o más cantidades cuando son comparadas.

Cuando A y B se muestran podemos encontrar la diferencia entre ambos o la ratio, o por el contrario podemos encontrar A o B cuando la diferencia o ratio se muestran en el modelo.

Modelado antes-después

Este modelo muestra la relación entre dos valores, el nuevo valor y el valor original después de un incremento o decremento.

Normalmente se emplea este modelo para las estructuras complejas como las que se usan en los desafíos de cálculo.

Regístrate y recibe nuestro boletín

Entérate de nuestras novedades, información sobre nuestros cursos y tutorías o noticias de especial interés sobre Kouchea.